Desaparecer de Google como abogado

Es curioso, pero a Legadoo nos llega alguna petición mensual de abogados que desean desaparecer de los resultados de Google (también hay que decir que nos llegan decenas de altas al mes de abogados que si desean recibir marketing digital), es decir, no quieren que cuando alguien introduce su nombre en Google, aparezca información sobre su despacho, sobre lo que hacen, sus casos de éxito, sus áreas de especialización, su teléfono de contacto, etc.., etc..

Simplemente no quieren existir para Google y no quieren existir para los usuarios que utilizan el buscador, que según estadísticas de uso, es un porcentaje altísimo.

¿Qué motivo lleva a estos abogados no existir en el mundo de Internet?

Pues realmente, aún nadie ha sido capaz de explicarlos los motivos que les lleva a realizar dicha petición.

Vamos a suponer varias hipótesis para intentar desvelar esta gran duda.

 

marketing para abogados, procuradores, peritos

marketing para abogados, procuradores, peritos

 

 

Los datos que aparecen no son los correctos.

En este caso, el abogado lo que debe hacer es solicitar en la página fuente de la información, se hagan los cambios pertinentes para que sus datos de contacto, etc.. sean los correctos.

 

No quieren que aparezca determinados datos

En este caso sería muy similar al anterior. Lo ideal sería solicitar a la página fuente de la información, que se cancele esa información.

 

La información que aparece es una mala crítica o crisis de reputación

En este caso si que es mucho más complicado de gestionarlo, porque no se basa en una única acción, sino que dependiendo del caso se deben seguir diferentes técnicas, desde intentar subsanar la mala crítica, crear una reputación positiva, crear contenidos interesantes, etc..

 

Desde luego es importante conocer qué sabe Google de nosotros y realizar la tarea de introducir nuestro nombre o marca, para comprobar qué se dice sobre nosotros en Internet.

 

 

Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *